CIRUGÍA LAPAROSCÓPICA

Cirugía Laparoscópica

Es una de las técnicas más eficaces en las intervenciones quirúrgicas de tipo ginecológico. Esta técnica es mínimamente invasiva y permite al médico visualizar el interior del abdomen y la pelvis de la paciente.

¿Cómo se realiza?

Se realiza una pequeña incisión en el ombligo, por donde se introducirá un tubo con una cámara diminuta, que permitirá visualizar los órganos de la paciente sin tener que realizar una cirugía mayor.

Se hace en un quirófano bajo anestesia general.

Ventajas: Menos dolor, menos incapacidad, más rápida recuperación, mejor estética en el abdomen

¿Cuándo se debe hacer?

  • Quistes de ovario
  • Ovarios poliquísticos (Síndrome de ovario poliquístico)
  • Miomas o Fibromas
  • Tratamiento del útero retroverso (Se hace Histeropexia o levantamiento del útero)
  • Tratamiento de prolapso genital o pélvico (Tratamiento de Cistocele o descenso o prolapso de la vejiga, Histerocele o descenso o prolapso del útero y Rectocele o descenso o prolapso del recto). Colporrafia anterior y posterior todo vía laparoscópica, o vía vaginal.
  • Tratamiento del prolapso de cúpula vaginal (Colpopexia o Colposacropexia, por vía abierta por laparatomía, por vía vaginal o por laparoscopia.
  • Histerectomía (extirpación del útero o extracción de la matriz). por vía vaginal, o vía abierta por laparatomía, o por vía laparoscópica.
  • Ligadura de trompas o tubectomía
  • Tratamiento del embarazo ectópico roto o no roto
  • Adherencias o síndrome adherencial
  • Tumor por teratoma de ovario
  • Endometriosis
  • Infertilidad
  • Dolor pélvico crónico
  • Tumores de la pelvis
  • Entre otros